El imaginario colectivo ha construido una imagen negativa alrededor de las quebradas, lo que ha hecho la Cooperativa Alianza Solidaria es tejer lazos de convivencia a partir de su entorno natural potencializándolo y transformándolo en ejemplo de re significación y trabajo colectivo.

La visita inicia en los exteriores del terminal terrestre Quitumbe, al borde de la carretera, desde ahí y atravesando todo el proyecto, se despliega la quebrada. Estos elementos naturales, comunes de la cordillera andina han ido desaparecido en su encuentro con la urbe, se han trasformado en botaderos o han sido rellenadas para hacer “útil” el espacio. Así, las quebradas han perdido territorio frente a las ciudades y las ciudades han perdido la relación con entornos ricos en diversidad.

Este era el caso de la quebrada Ortega, al caminarla, los moradores nos van contando el proceso de trasformación que inició hace 15 años. El territorio donde construirían sus viviendas estaba flanqueado por quebradas y la degradación de esas hacía imposible habitar el lugar. La decisión fue organizarse y trabajar en conjunto, la cooperativa de ahorro que entregaba las casas comprometía a los futuros habitantes a asistir a 120 mingas como parte del aporte a su vivienda.

Así el lugar se fue transformando.  Fueron las familias, manos de hombres y mujeres, los que abrieron los caminos, limitaron los senderos y construyeron los puentes. El proceso generaba empoderamiento, amor por el lugar donde se construían los sueños. Poco a poco el lugar se fue habitando y consolidando. Hoy caminamos sobre el trabajo de muchísima gente que ha entendido el valor del espacio común, porque la construcción del Barrio Solidaridad Quitumbe no es solo es espacial, ha logrado transmitir a la gente el valor del entorno natural y la convivencia.

La construcción no termina, la organización comunitaria permite seguir mejorando la calidad de vida de las más de 600 familias que habitan el lugar. Existen iniciativas de economía solidaria, vivienda solidaria, proyectos de tratamiento del agua, huertos urbanos, movilidad alternativa, talleres en diferentes áreas para jóvenes y adultos.

El CAE visita nos permite andar los proyectos, conocer de la voz de los autores sus prácticas, preguntar y constatar los resultados. Vivir la experiencia del Barrio Solidaridad Quitumbe nos ha permitido entender el alcance que pueden tener los procesos comunitarios.

 

Pin It on Pinterest

Share This